Avisar de contenido inadecuado

LOS CELOS

{
}

Proverbios 6:34 Porque lis celos son el furor del hombre, y no perdonará el día de la venganza...

Las relaciones interpersonales y familiares siempre tienen altibajos, en medio de estas siempre surgen sentimientos encontrados por la falta de interés hacia una u otra persona, así vemos en la Biblia como existían celos entre hermanos por la preferencia que se le daba a uno de los dos, celos entre esposos por la obtención de cosas que la pareja no podía darle al cónyuge; aun Dios siente celos y con justa razón, su pueblo le daba más importancia a cosas materiales que buscarlo a Él.

El sentimiento de celo es normal cuando no lleva consigo influencias espirituales, vivencias pasadas que marcaron el alma de la persona o por egolatrías que se manifiestan en el alma, con el fin de llamar la atención
de ser amado.

El alma alberga muchos sentimientos que Dios dejo en nuestro ser con el propósito de dirigirnos conforme a su voluntad, ya que nos ha hecho “a su imagen y semejanza”, deja en nosotros el sentimiento de celos, el cual nos hará que no nos desviemos de la búsqueda hacia Él y que rechacemos a aquellos que se desvían de buscarlo, así nuestro Dios en muchas ocasiones menciona que el pueblo de Israel lo provocaba a celos al ir en pos de otros dios, ver (Salmo 78:58).

Sin embargo este sentimiento puede ser trastocado por diversas situaciones, principalmente en la infancia y algo que era positivo, se convierte en negativo en detrimento de la persona y de su entorno; en ocasiones este sentimiento se mantiene dormido hasta que se manifiestan situaciones que dejan en evidencia el trastorno del mismo, manteniéndolo esclavo de ello hasta no ser liberado del mismo.

{
}
{
}

Deja tu comentario LOS CELOS

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre